Redactor freelance: ¿Qué és?

Un redactor freelance es una persona que está capacitada para escribir de forma correcta, lo que implica conocer las reglas básicas de escritura y tener un dominio fluido del lenguaje. Además de conocer como formatear contenido para los diversos medios.

El mundo de la redacción es muy amplio, pero hay algunos perfiles que me interesa nombrar en esta ocasión, pero ojo no son los únicos, es una clasificación propia, otros colegas puede que no dividan los tipos de redactores así.

Redactor editorial: es aquel que redacta para la prensa tradicional, diarios, revistas, medios gráficos. Sus textos son fácilmente identificables, son perfectos para leer en un medio escrito, pero sólo algunos conectan con el lector de Internet.

Redactor creativo: un perfil similar al redactor editorial sólo que este se encarga de crear textos con un objetivo en particular, siendo lo más común mostrar los beneficios de un producto o servicio.

Redactor web: es una persona que tiene conocimientos de Internet, sabe cómo buscar, recopilar y seleccionar información usando medios digitales y plasmarla de manera que sea legible para el público de Internet, el cual es muy distinto al de los medios tradicionales.

Copywriter web: además de saber redactar para Internet, tiene nociones de psicología de ventas, persuasión y está familiarizado con el tipo de venta que se da en Internet, donde la compra está a un click de distancia. Este perfil es parecido al del redactor creativo, sólo que este último no está capacitado para crear textos que vendan en Internet, aunque podría hacerlo.

Como verás, quiero dejar bien claro que la redacción para Internet es muy distinta a la redacción que se realiza para los medios tradicionales, se manejan otras pautas, otras formas de escribir, de presentar y estructurar la información, etc.

Si bien las pautas básicas de la redacción se mantienen; los códigos que se manejan en Internet, tanto a nivel estructura como estilo son totalmente diferentes.

¿Qué hay tener en cuenta al contratar a un redactor freelance?

Tipo de contenido a redactar

Lo primero que queda claro es que debes saber que necesitas y en base a eso buscar un perfil adecuado. En mi caso me dedico a la redacción web/copywriting/SEO, con lo cual tengo un perfil bien orientado a lo que es internet así que no podría redactar un dossier de prensa, por ejemplo, porque es otro tipo de redacción.

Los más buscados suelen ser los redactores de contenidos para sitios webs / blogs, con lo cual es más sencillo encontrar una persona con este perfil. Ya que es capaz de generar todo tipo de contenido para Internet, algunos ejemplos:

  • Artículos para blogs.
  • Textos para sitios webs.
  • Descripciones de productos de tiendas online.
  • Contenido para redes sociales.

Ya si necesitas algo orientado a la venta, donde necesites textos que impulsen a un cliente potencial a interesarse por tu producto o incluso comprarlo, ahí debes pensar en un copywriter freelance. Créeme cuando te digo que se nota la diferencia entre un texto trabajado a nivel copy y otro que no, sobre todo a nivel conversiones, ya que es un texto preparado específicamente para un tipo de cliente, por lo que habla su mismo lenguaje y conecta con él, lo persuade.

El SEO es un plus importante a tener en cuenta, ya que, si un redactor tiene conocimientos de SEO, significa que conoce como escribir para que buscadores como Google encuentren el texto y lo consideren relevante para mostrarlo cuando las personas buscan algo relacionado. Si el texto no está optimizado a nivel SEO, es muy probable que Google no lo tenga en cuenta y por tanto no obtengas visitas de buscadores.

Si quieres ser un redactor freelance y trabajar en Internet, saber de SEO y copywriting, hacen la diferencia en un mercado cada día más competido.

Precio

Si bien no es un factor a considerar como primario, sí que es un indicativo del nivel de profesionalidad del redactor. Alguien que no sabe valorar su trabajo, termina trabajando muchísimas horas, quemado y con resultados que dejan mucho que desear o al menos son muy mejorables.

Te interesa que un redactor le dedique el tiempo necesario a tus textos para que el resultado sea de calidad. Así como en cualquier profesión, si una persona está bien remunerada, trabajará tranquila sabiendo que su esfuerzo vale la pena, de lo contrario será una lucha contra el tiempo y cuanto más rápido salga el encargo mejor.

Para esto hay matices, por eso siempre es bueno consultar con el redactor para ver el tipo de proyecto y en base a eso que te pase un presupuesto.

Así que ya sabes, si quieres algo de calidad, olvídate de los redactores baratos.

Muestras de trabajo

Lo primero sería ver los textos de su blog, como para tener una idea de cómo escribe, aunque siempre puedes pedir enlaces de artículos que haya escrito o muestras de trabajos anteriores. Con ello tendrás una idea de la calidad de su trabajo.

Si quieres realizar un encargo especial, puedes hacer una prueba paga y si te gusta el resultado, le encargas el trabajo completo. Esto se suele hacer en encargos muy puntuales, donde no hay claridad sobre el tiempo que puede llevar ni los alcances del mismo, con lo cual también sirve al freelance para presupuestar.

Conseguir empleo como redactor freelance

La parte de conseguir empleo puede ser un poco complicada para un redactor que recién comienza, sin embargo, hay algunas maneras para poco a poco insertarse en el mercado.

Plataformas digitales de redactores

Hay plataformas que permiten anotarte como redactor o como cliente para pedir textos. En este caso la plataforma funciona como un intermediario y se queda un porcentaje de la ganancia o directamente paga un fijo de acuerdo “a la calidad” del redactor.

La ventaja clara es que es manera de ir insertándose en el mercado y conseguir algunos encargos. Pero tiene dos desventajas muy grandes, una tiene que ver con el dinero, ya que estas plataformas suelen pagar poco por los textos y otra es la disponibilidad de ofertas, que en general suele ser escasa.

El tema de la disponibilidad quizás cambie con los años, porque es cierto que aún el marketing de contenidos está en auge y poco a poco las empresas van conociendo el potencial que tiene la creación de textos estratégicos en el plan de marketing.

Sitios de freelancing

Por otro lado, están los sitios que funcionan como una especie nexo entre profesionales y clientes de diversas ramas. En este caso hay profesionales de todo tipo en la plataforma que se unen escribiendo su perfil, su experiencia y los servicios que pueden realizar y por otro lado están los clientes los cuales pueden postear avisos de empleo, encargos de proyectos.

La ventaja de este tipo de sitios es que suele haber un poco más de encargos, sobre todo si te armas un buen perfil y logras conseguir los primeros encargos. La desventaja es que la mayoría del trabajo lo dan empleadores que hablan inglés, así que es un requisito hablar inglés fluido.

Cierto es que hay plataformas como estas en español, pero vuelven a tener el mismo problema que las plataformas digitales de redactores, hay mucha oferta de profesionales y poca demanda de textos.

Networking

Otra herramienta fundamental para conseguir trabajo es tratar con colegas, asistir a eventos, sea de forma online o presencial, ya sabes el famoso boca-oreja tradicional, es la mejor publicidad, siempre que sea con buenas referencias claro.

Al principio cuesta relacionarse con otros colegas porque hay una cuestión de competencia y reconocimiento que hace no te tengan en cuenta. El asunto es demostrar los conocimientos para que poco a poco se vayan abriendo las puertas y estos colegas te tomen en cuenta y te recomienden a sus clientes.

Foros

Los foros eran una de las principales maneras de relacionarse con otras personas, aprender y conseguir trabajo. Hoy en día esto ha cambiado un poco y se debe al nivel de profesionalización que requiere la actividad, ya que años atrás no había demasiada información sobre estos temas y cualquier que se ofrecería ya era un buen candidato.

La ventaja de los foros es que, si logras caerles bien a los miembros del mismo, es muy probable que consigas trabajo y puede que obtengas algún que otro contacto de calidad. El problema se encuentra en la competencia feroz y esto hace que muchas personas prostituyan la profesión de redactar, regalando su trabajo.

En definitiva, los foros pueden ser una buena manera para empaparse del sector y conseguir algún que otro trabajo, pero no deberían ser la única fuente de trabajo.

Si lo ves desde el punto de vista de cliente, te será muy complicado conseguir un redactor de calidad en estos lugares, ya cualquier persona se proclama redactor sin serlo y como lo precios están tirado pues los redactores regalan su trabajo y lo hacen rápido, muchas veces copiando contenido de otros sitios o cambiando algunas palabras, algo increíble pero que pasa.

Sitios de venta de productos y servicios en paquete

Me refiero a sitios como fiver.com, donde se ofrecen paquetes de productos por $5 dólares. Puedes ofrecer la redacción de un artículo de x palabras, corrección o lo que quieras.

Estas plataformas son parecidos a los sitios de freelancing, en el sentido de que tienes que hacerte cierta reputación para que los compradores confíen y además hay mucha competencia, con lo cual los precios suelen estar tirados.

Digamos que podría ser una opción más, pero no debería ser la única, al igual que sucede con los foros. La idea de estos lugares es aprovecharlos si es que quieres empezar a ganar unos dólares, pero deberías tratar de salir de ahí cuanto antes.

Como cliente encontrarás que la atención y el asesoramiento es inexistente en estos casos, algo que tiene que ver con la naturaleza del servicio, “tú me pagas x dólares yo te doy esto y se acabó”.

Sitio web propio

Tener una plataforma digital que te permite darte a conocer es la mejor manera para conseguir trabajo como freelance, porque es un lugar que tú mismo puedes desarrollar y tienes control total del mismo.

En tu sitio web podrás demostrar lo que sabes, ofrecer tus servicios y cobrarlos y lo mejor es que todo lo que hagas para la plataforma te pertenece y perdura durante el tiempo, lo que significa que la generación de clientes no depende de otra plataforma.

La recomendación en este caso es aprovechar todos los recursos disponibles para potenciar un sitio web, es decir, tener una estrategia de marketing de contenidos, SEO, publicidad, etc.

Contactos en frío

Otra manera interesante de lograr trabajo como freelance es contactar con sitios o empresas a las cuales les puede interesar tus servicios, si lo haces bien puede que consigas algunos clientes.

El tema de contactar en frío es bastante complejo, porque hay que tener “mucho tacto” al contactar con los clientes potenciales, para no caer en el spam que hacen muchos. Se trata de ofrecer los servicios de forma personalizada, tratando de mostrar los beneficios que tendría la persona al contratarte y por supuesto sin hacer perder demasiado tiempo.

Algo que funciona es sí a un sitio le falta contenido en ciertas secciones o notas que hay errores, en estos casos te puedes ofrecer para corregirlos, con lo cual tienes más chances de si simplemente te ofreces sin más.

En definitiva, este punto es algo que se hace desde incluso antes de que exista internet, así que no es nada nuevo y es por esto que sólo la experiencia te puede dar herramientas para lograr contactos exitosos.

Particularmente no me parece la manera más eficiente para conseguir clientes, porque requiere de mucha dedicación y de tratar con contactos que en principio no están pensando en contratar a un redactor, por eso son contactos en frío y esto dificulta mucho la tarea de hablar con ellos y convencerlos de que tienen un problema y tú la solución.

Si tienes una buena estrategia de marketing no necesitas realizar contactos en frio y podrás atraer personas que si están interesadas en tus servicios y por lo tanto simplemente tienes que convencerlos de que eres la mejor opción y llegar a un acuerdo.

Las tarifas del redactor freelance

Es un asunto que no debería ser complicado, pero lo es. Tal como te contaba en el apartado anterior hay tanta oferta de profesionales que puedes encontrarte con precios muy dispares, que dependen de la plataforma, empresa, contactos, etc.

Básicamente no hay un tarifario firme y principalmente depende del tipo de proyecto, claramente la persona que te contrata usará los textos para insertarlos en un sitio web y lograr “x” resultado, con lo cual es una inversión para él y tendrá ciertas expectativas en lo que invertir.

Por otro lado, cada proyecto tiene una particularidad que hace que requiere un tratamiento especial y más cuando te gusta trabajar por objetivos, donde quieres que cada contenido o conjunto de contenido tenga un objetivo en particular.

En definitiva son muchos los factores que influyen en esto he escrito un artículo sobre este tema, puedes echarle un vistazo: http://www.maxicampos.com/precio-contenido-web/

Presupuestar como redactor freelance

Hay dos maneras de ver esto. Por un lado, como presupuestar siendo redactor freelance y por otro que aspectos revisar como cliente.

Como freelancer y esto es algo que siempre aconsejo, es establecer un precio por hora, que te sirva para cubrir tus necesidades, gastos y que también te deje un extra para ahorrar y en definitiva vivir cómodamente, que para eso trabajas ¿no?

Para presupuestar en general se suele cobrar un precio por palabra según el tipo de publicación, aunque es simplemente una idea, porque cada proyecto tiene sus particularidades, con lo cual el presupuesto no debería ser “X artículos de X palabras por tanto”, porque en este caso te daría lo mismo tener que escribir una nota de prensa que un artículo para un blog de cocina y si eres redactor, sabrás que no tienen nada que ver, sobre todo en el tiempo que te lleva realizar cada uno.

Entonces, lo ideal es establecer tu precio por hora y en base a eso calcular cuánto te puede llevar un proyecto, esto se puede trabajar en hitos que luego se pueden ajustar y de esta forma tendrás un presupuesto justo para ambas partes.

Como cliente, al momento de pedir un presupuesto a un redactor, tienes que tener claro que es lo que quieres lograr con el contenido, cuáles son tus expectativas. Esto es muy importante para encontrar al redactor adecuado y que ninguna de las partes pierda el tiempo.

Si sabes de antemano que quieres un redactor barato, pues no contactes con redactores profesionales que, si valoran su trabajo, tampoco esperes grandes resultados si es que consigues que algún redactor trabaje para ti.

Lo que sí deberías valorar es ver si el redactor tiene referencias, reconocimiento, si ha sido nombrado en alguna plataforma, si tiene un blog, como escribe o incluso pedir algún texto de prueba pagándole por él.

Esto último es una forma de empezar a trabajar, pero recuerda que un redactor profesional, si toma esta consideración, es muy probable que te cobre más por ese texto de prueba, porque es donde tiene que perder más tiempo investigando, recopilando y entendiendo el encargo, cosa que se justifica cuando un encargo es de mayor magnitud.

Ventajas de ser redactor freelance

Ser redactor freelance tiene muchas ventajas, la más clara es la de poder trabajar por tu cuenta y generar de esta forma tus propios ingresos, lo que significa que podrás manejar tus horarios y gestionar tu negocio como quieras.

Sí te gusta escribir, la pasarás muy bien

Por otro lado, si te gusta escribir, te la pasarás muy bien, porque tu labor principal será la de investigar, recopilar y redactar información de todo tipo, así que para los que les guste tipiar esta es una labor muy interesante.

Trabaja como redactor desde casa

Es un trabajo donde no necesitas oficina para realizarlo, simplemente necesitas un portátil o cualquier equipo con teclado y acceso a internet, con ello ya podrás comenzar a trabajar. Esto implica que podrás trabajar como redactor freelance desde cualquier parte del mundo.

Mantienes tu cerebro a tope

Mantienes tu cerebro en actividad, gracias a que estás consumiendo y procesando información todo el tiempo, lo que obliga a buscar alternativas, opciones y esto en definitiva te plantea desafíos y está comprobado que plantear desafíos o nuevos aprendizajes es la mejor manera de mantener el cerebro en forma.

Desventajas de ser redactor freelance

No todo es color de rosas en esta profesión, hay ciertos grises que hacen que en ocasiones quieras tirar el ordenador por la ventana y salir a correr al parque o directamente irte a vivir a la montaña.

Es complicado gestionar los horarios de trabajo

Al trabajar en casa estas en una situación vulnerable en cuenta a distracciones, que el perro, que los niños y ni hablar de todos los distractores directos como las redes sociales.

Por otro lado, las jornadas de trabajo pueden ser interminables, porque no tienes un horario de trabajo fijo y al final terminas trabajando más que si lo harías en un lugar. Está claro que lo estás haciendo para ti, pero al final esto termina quemándote.

La solución a esto es plantear un horario de trabajo y establecer objetivos para ese día, de esa manera, vas trabajando y cuando llega cierta hora te relajas.

Problemas de salud

El estar todo el día sentado y enfrente de un ordenador no es lo más saludable del mundo, ya que la espalda, las articulaciones de los brazos, sufren al estar sentados, sobre todo si no cuentas con el mobiliario adecuado.

Los problemas en las manos son comunes y todos los redactores algún día sufrieron algún dolor y en algunos casos lesiones como tendinitis, que te pueden dejar sin escribir durante un tiempo largo.

Estos problemas se pueden atenuar si cuentas con el mobiliario adecuado, una silla cómoda, una mesa de la altura adecuada y por supuesto, si mantienes una postura cómoda y te levantas y estirar al menos cada 30 minutos.

Ingresos inestables

Si hay algo que es el talón de Aquiles de la labor freelance, es el tema de los ingresos inestables, ya que hay momentos donde tienes mucho trabajo y en otros puede que tengas pérdidas. Esto no es sólo una cuestión de dinero sino de stress, generado por la incertidumbre de no saber cómo van a ser tus finanzas el mes que viene.

Gestionar esto es muy importante para no volverse loco y tener un nivel de stress que te haga implosionar. La solución es establecer estrategias de marketing que te permitan captar clientes con regularidad y por supuesto generar sistemas que te permitan vender otros productos o servicios a los clientes actuales.

¿Cómo ser redactor freelance?

Una pregunta recurrente, como llegar a ser redactor freelance, como poder vivir de escribir textos en internet. En realidad, no es que haya una respuesta única, pero sí que hay cuestiones que son básicas.

Tener gusto por la escritura

Si no te gusta escribir esto no es para ti, básicamente porque tendrás que escribir y mucho. Es cierto que hay cuestiones que las puedes aprender con el tiempo, incluso se puede aprender a redactar correctamente, el asunto es que, si quieres hacer de esto una profesión, tendrás que enfrentarte a cientos de textos y si no te gusta, pues, no la pasarás muy bien.

Además del mismo gusto por escribir en sí, hay que tener un nivel de escritura fluido, es decir tienes que tener la capacidad de escribir rápido y hacerlo bien, lo que se logra conociendo las reglas gramaticales y ortográficas básicas y un poco más.

Si bien esto se puede aprender, sí que es una buena manera para empezar con buen pie y no tener el síndrome del impostor, que es básicamente sentir que estás haciendo algo para lo cual no estás capacitado.

Tener conocimientos de informática medios

Esto que parece algo sencillo no lo es, porque primero requiere que sepas usar el ordenador, luego utilizar una serie programas que te van a permitir escribir y organizar la información, editores de texto, navegadores, gestores de archivos, editores de imagen, etc.

Si eres un usuario que tiene un nivel medio de informática, es decir sabes cómo utilizar los programas básicos, pero tienes la suficiente pericia para aprender a utilizar otros, ya tienes mucho ganado, porque en ocasiones tendrás que aprender a usar programas para realizar otras tareas, como crear y optimizar imágenes.

Saber organizar y buscar información en Internet

Saber cómo buscar la información en Internet no es solamente saber hacer una búsqueda en Google, hay tener criterio para saber seleccionar las fuentes confiables y luego organizar esta información de manera que sea útil.

Con lo cual ser un heavy user de Google y sitios de internet es otro punto a favor para ser redactor en Internet, aunque no es que te hace redactor, sino que el utilizar mucho Google o estar acostumbrado a utilizar sitios webs, hace que tengas aptitudes que te sirvan para redactar.

Ser emprendedor y querer serlo

Un redactor freelance tiene que trabajar por su cuenta, más allá de que trabaje para clientes, es su propio jefe y como tal tiene que tomar toda la responsabilidad para llevar el negocio adelante.

Estar al frente de un negocio como freelance, no implica únicamente trabajar, sino que requiere ocuparse de la gestión contable, de marketing, ventas, trato con clientes, etc. En definitiva, tienes que tener una actitud emprendedora para enfrentarte con estas ocupaciones y no volverte loco.

El llevar un negocio independiente no es algo imposible, pero si requiere de paciencia y mucha dedicación y quizás prefieres solo realizar tu trabajo y cobrar a fin de mes, en este caso un trabajo en relación de dependencia puede que sea lo mejor para ti.

¿Cómo saber cuándo necesitas un redactor freelance?

Un redactor freelance es una persona que se ocupa de redactar textos, pero claro, esto textos se hacen para algo, no es que se redacta por redactar, cada texto debería tener un objetivo, de otra manera más que una inversión sería un gasto.

Si tienes un negocio online, un redactor te puede ayudar a crear textos estratégicos, que persigan un objetivo, sea aumentar la visibilidad, captar clientes potenciales, obtener leads. Esto formaría parte de lo que se conoce como marketing de contenidos. Si bien hay distintos tipos de redactores como vimos en un principio, en el online la mejor combinación es el copywriter SEO.

Para un negocio offline, puedes necesitar un redactor para que escriba notas de prensa, folletos, copy para publicidad o incluso discursos. Son tareas para las cuales muchos redactores están preparados y crearan textos que realmente te ayuden a conseguir el objetivo que buscas.

En definitiva, un redactor es una persona especialista en crear textos, que pueden ser de distintos tipos, por lo cual necesitas un redactor cuando quieres tener un texto que tenga un nivel de calidad aceptable. La ventaja de contratar a un redactor freelance, es que tendrás un encargo más personalizado y quizás mejores precios que si contratas con una agencia como tal.

¿Se gana dinero como redactor freelance?

Como en toda profesión al principio cuesta ganar los primeros clientes y mantener la captación de clientes en el tiempo, por lo tanto, los ingresos puede que no sean los más altos al principio y en algunos casos sean nulos.

Con el tiempo está situación va cambiando y es posible hacer de la redacción un modo de vida. Está claro que si no haces nada para ser reconocido como profesional será muy complicado que te valoren y por lo tanto puedas captar clientes y generar más ingresos.

Entonces la respuesta a esta pregunta, sería: se puede ganar dinero como redactor, pero depende de las ganas y el esfuerzo que le pongas y así como también de las oportunidades que se te presenten y tu preparación, ya sabes que la suerte como tal no existe, es más bien la unión de la preparación y la oportunidad.

Esto lo puedes tomar como tu profesión o como una labor de tiempo extra, que lo haces fuera de tu trabajo, aunque está claro que no es la mejor manera, puede que logres hacerte un lugar en el mercado y conseguir algunos trabajos que te garanticen un ingreso extra.

¿Conviene ser redactor freelance?

Está cuestión generalmente se relaciona con el dinero, es decir de la sostenibilidad de la profesión y ver si se puede vivir de escribir, incluso muchas personas lo preguntarán con la intención de: ¿puedo hacer mucho dinero con esto trabajando poco? Y la respuesta es sí y no.

Conviene si realmente te gusta escribir, si quieres desarrollarte como profesional independiente y si eres consciente de las desventajas que expuse en el punto anterior y aun así quieres aventurarte a escribir como modo de vida.

La cantidad de dinero al igual que en otras profesiones depende de cuan bien sepas cobrar tus servicios y si eres capaz de generar otras fuentes de ingresos adicionales que se relacionen con tu actividad, tal como ebooks, cursos, etc. Está claro que, si no te armas una buena presencia online, no podrás captar clientes de calidad y por lo tanto no puedes esperar vivir de esto.

Si alguien me preguntara si se puede vivir de escribir sólo trabajando en sitios de freelancing, foros, etc., pues no, eso es algo que pocos logran y rompiéndose el alma escribiendo, algo que no recomiendo a nadie. La única forma de vivir de esto decentemente es tomar una actitud profesional y actuar en consecuencia, creando una plataforma propia e impulsando campañas de marketing.

¿Tiene futuro ser redactor freelance?

Tanto empresas como particulares, cada día son más conscientes de las ventajas de crear contenidos y básicamente tiene que ver con que es necesario contar con textos en una web para tener presencia online, así que, si partimos de la base del crecimiento del mundo freelance y de la venta de productos y servicios por internet, pues resulta obvio que es una profesión en auge.

Está claro que el modo de trabajar tal como lo vemos hoy en día puede cambiar, pero eso no significa que desaparezcan los medios digitales, al contrarío cada día van a estar más arraigados en el uso de las personas, sobre todo cuando hablamos de comercio online y todos los casos se necesitan textos, así que está claro que hay futuro.

¿Cuál es la mejor manera de captar clientes como redactor freelance?

Esto lo expuse en el punto anterior, pero si tuviera que definir cuál es la manera más viable para hacerlo, es a través de un blog, tal como este. La razón es sencilla, si quieres montar un negocio necesitas un lugar donde las personas te encuentren, de lo contrario ¿cómo harían para comprarte? Me podrás decir que hay plataformas de empleo freelance, sitios de compra-venta y demás, pero son sitios externos que pueden desaparecer en cualquier momento ¿quieres estar sujeto a esto? Pues yo no.

Entonces la mejor manera es tener un blog, que funcione como tu campamento base y desde cual implementes estrategias para conseguir visibilidad, tal como el marketing de contenidos, guestpost, SEO, publicidad y demás, cuestiones que no puedes realizar en un sitio externo y que hacerlo en tu blog te da la ventaja de que refuerzan tu marca y puedes amplificarlo tanto como quieras.

¿Conviene especializarse en una temática para ser redactor freelance?

Hay dos miradas en esto, por un lado, cuando más especializado estés en un tema más dinero podrás cobrar, porque se supone que podrás realizar el trabajo más rápido y mejor que los demás, porque conoces el tema.

El punto negativo de esto es que la demanda puede que no sea muy grande, pero si sabes cómo posicionarte podrás cobrar muy por encima de la media, sobre todo en sectores muy especializados, como los dossiers para médicos o las redacciones médicas, el cual es uno de los sectores más lucrativos y es básicamente la preparación de informes médicos, presentaciones para médicos, etc. Pero en ese caso estamos hablando de que se necesitan conocimientos en la materia para hacerlo.

Al especializarse no necesariamente tienes que rechazar encargos que no sean específicos pero que ves que puedes realizar, pero sí que es cierto que, si te posicionas como especialista en un tema, puede que los clientes no te busquen para otras temáticas.

Inevitablemente con el pasar del tiempo, vas recibiendo encargos de ciertas temáticas y al trabajar tanto sobre estas terminas haciéndote especialista, esto lo puedes valorar como plus, mientras sigues tomando otros encargos. Siempre está la opción de diferenciar precios por temáticas, ya es una cuestión de gestión personal.

¿Es necesario saber SEO para ser redactor freelance?

No es necesario para todo tipo de redacciones, pero sí que es un plus cuando se trata de trabajos para marketing digital y sobretodo marketing de contenidos, donde se precise crear contenido a captar tráfico orgánico, es decir de Google, aquí es donde resulta especial conocer de SEO, de lo contrario se creará un texto que puede que esté bien escrito, pero si no está optimizado para buscadores es complicado que consiga tráfico orgánico.

El nivel SEO que necesita para la escritura se puede aprender tranquilamente, es cuestión de investigar y conocer las pautas básicas sobre como estructurar un contenido y como utilizar las palabras para lograr que Google interprete nuestro contenido como relevante.

De cualquier forma, el saber cómo posicionar una web requiere de un nivel avanzado de SEO y si se tiene estos conocimientos a la hora de redactar, es más fácil comprender como crear un texto que potencie la estrategia SEO y saber cómo optimizar no sólo el texto sino otros factores de la web que hacen que se consigan mejores resultados con los textos, tal como el enlazado interno, la estructura web, etc.

¿Cómo se cobra como redactor freelance?

Hay muchos medios de pago, incluso podemos hablar de medios de pago online y offline, ya que los redactores freelance no sólo trabajan por internet, sino que los puede contratar personas que paguen en persona o por transferencia bancaria local.

Por otro lado, depende del país de donde sea el redactor freelance, puede ofrecer uno u otro medio de pago, aunque sí es cierto que hay algunos que resultan más comunes y por tanto más utilizados.

Paypal

Suele ser la plataforma de pago más utilizada para cobrar por la facilidad que da para integrarse en un sitio web y cobrar directamente, también porque permite enviar pagos sólo ingresando un email.

Paypal permite adicional una cuenta bancaria para retirar el dinero mediante transferencia bancaria o también ofrecen la opción de enviar dinero mediante un cheque por correo.

Por su facilidad de uso y su nivel de seguridad suele ser la mejor opción.

Payoneer

Es similar a Paypal con la diferencia de que ten una tarjeta de débito, la cual puedes utilizar para realizar compras en cualquier comercio del mundo y también te da la opción para retirar el dinero a una cuenta bancaria a un costo muy bajo.

Payoneer permite enviar dinero ingresando el email del receptor, aunque es más utilizada para recibir pagos directos de empresas de estados unidos, ya que da la posibilidad de contar con un número de cuenta de USA en dólares, de Reino Unido en libras esterlinas y de Europa en euros para cobrar el dinero de diversas empresas, como puede ser Amazon, CJ, entre otras.

Authorize

Una de las plataformas de pago más utilizadas para aceptar tarjetas de crédito, sobre todo, donde otras soluciones como Paypal no suelen ofrecer la mejor experiencia en la compra y el nivel de seguridad es mejorable.

La “desventaja” de esta plataforma es que piden mucha documentación para poder aceptarte en el sistema y además la integración es muy complicada, pero es una opción a tener en cuenta por la seguridad de su sistema.

Transferencia bancaria

Es una opción muy utilizada sobre todo cuando se trata de transferencia locales, aunque en general se evita porque suele tener costos más elevados que las demás opciones online y resulta menos práctico, ya que no puedes integrarlo en ningún sitio web, sino que los pagos requieren de ingresar al sistema de tu banco, tener los datos completos del receptor, etc.

MercadoPago

En Argentina actualmente existen varias plataformas para cobrar, pero MercadoPago tiene la ventaja de que cuenta con el respaldo de MercadoLibre y funciona muy bien para recibir pagos locales en pesos.

La gestión es muy fácil y funciona de manera similar que Paypal, ingresas el email de receptor y ya puedes enviar los pagos y también permite integrarlo en un sitio web.

¿Es necesario estar inscripto en el fisco para trabajar?

Esto depende de las reglas fiscales de tu país principalmente, pero lo cierto es que muchos clientes suelen pedir factura, con lo cual poder emitir factura puede ser un requisito para trabajar contigo o no, de cualquier manera hay otras formas de trabajar con estos clientes y puede ser utilizando plataformas como fiverr o Upwork, donde es la misma plataforma la que emite la factura, porque el cliente les paga a ellos y luego estas te pagan a ti, esto funciona bien, el problema es que suelen quedarse con el 20% de las ganancias, algo que al principio te puedes permitir, pero que una vez que tienes un flujo de clientes, perderás mucho dinero.

En definitiva, en lo posible hay que pagar los impuestos y más cuando sabes que tienes el negocio armado y te es rentable, lo cual justifica pagar la cuota sea a autónomos u otros tributos según sea el país como el monotributo en Argentina.

¿Te gustó? Compártelo en tus redes

¿Quieres aumentar el tráfico de tu web?

Suscribete a mi newsletter y accede a contenidos exclusivos de Marketing de Contenidos, SEO, Copywriting y Marketing Digital.

Con tu suscripción recibes gratis la guía "Domina los enlaces internos" donde te explico de forma sencilla, como utilizar los enlaces internos para aumentar el tráfico de tu web.

¡Gracias! Sólo falta un paso más...